DEDICATORIAS

 Rosana Jimenez Tabares

 Para la promoción de los sueños 

¿Quién sabe? 

29 de Octubre del 2020 ¿Quién sabe? Cuando Ana me escribió para que hoy les leyera algo, yo la verdad me quede en blanco, porque son las circunstancias que menos me hubiera imaginado para volverles a leer algo como lo hice aquel día donde nos inauguramos como la promoción de los sueños. Claramente no me negué puesto que acá estoy casi llorando ya que para nuestro día soñado, para nuestro día de toga faltan 44 días, y después de eso… Quien sabe. La verdad ni yo se que siento, además de estar muy abrumada, siento el vacío de no poder haber disfrutado lo suficiente este año, de tal vez no lograr las cosas que me proponga y sé que muchas tienen ese miedo. No me atrevo a decir que no vamos a fracasar, por que se que eso sería decirles mentiras, probablemente tengamos muchos obstáculos para llegar a donde queremos, pero yo confío en ustedes, yo confío en que van a llegar a la cima si eso es lo que quieren escuchar. Ahora, una pregunta interesante seria ¿Como las veo en un futuro? Las veo siendo gente grande, las veo sonriendo, las veo triunfando, veo a Sofi, a Manu, llevando su arte y su alegría a rincones y a escenarios. Veo a Ana cantando por lo alto. Veo a Manu y a Karen como unas excelentes médicas. Veo a laura y a sara siendo unas excelentes bio-medicas. Sí, sí definitivamente tuviera una hija o un hijo quisiera que Yannis, Ana, Luisa, Dianne fueran sus maestras, estaría orgullosa de eso. Veo a Lu volando en las estrellas. Veo a Mafe como la mejor 2 ingeniera. Me veo leyendo un libro de Fiore. Me veo en el hotel de Mariana. Veo Susi como una excelente comunicadora. Yo me veo como enfermera. Nos veo disfrazadas de triunfo. Definitivamente no era lo que esperábamos, tal vez algunas debemos llevar una máscara de felicidad para ocultar el desastre que sentimos por dentro, otras no se sienten muy conformes con lo que están construyendo y tal vez otras si se sentirán felices. Es algo que debemos afrontar y solo demostrarnos una vez más a nosotras mismas quienes queremos ser y a dónde queremos llegar. Lo último que tengo para decirles es un gracias, Gracias a Maria José por su inteligencia. Gracias a Paula por su esencia. Gracias a Sarai por aportar tanta creatividad y tanto talento, Gracias a Anto por sacarnos tantas sonrisas con Sara. Gracias a Aleja por ese último descanso que tuvimos bailando la Rosalia. Gracias a la vida por haberlas encontrado porque de cada una de ustedes aprendí mil cosas. 


 Gracias.




Empezar es algo complicado, existen un sin fin de emociones para plasmar en estas líneas. Nuestro último año pronto terminará pero nos lleváramos con el miles de experiencias, amistades y recuerdos que harán que cada vez que miremos hacia atrás se ensanche nuestro corazón. Desde niñas soñábamos con ser grandes, llegar a ese último año y ser la mejor promoción que haya existido. El camino no fue fácil, hubo algunos tropiezos pero como siempre nos levantamos y caminamos juntas. De inmediato vienen a nuestra mente todo aquello que compartimos en grupo como siempre lo hemos hecho. Innumerables alegrías, juegos, sueños, algunas tristezas y miles de historias en el intercambio de nuestras clases. Como olvidar nuestros paseos escolares, las convivencias que nos hacían llorar, todas las charlas en el salón, culpar a una personita por cualquier cosa, divertirnos con cualquier locura y sentir que el día se pasaba volando. La normal fue aquel lugar donde nos encontramos para enlazar nuestras vidas, gracias por el amor y la amistad que construimos como promoción, estoy segura que somos y seguiremos estando hechas del mismo material que los sueños. Esto no termina aquí en algún momento de nuestras vidas volveremos a reunirnos y nos daremos cuenta de que todo lo que se sueña se hace realidad y es ahí donde veremos a nuestras doctoras, psicólogas, maestras, ingenieras, abogadas, artistas, cantantes, empresarias, arquitectas y hermosas mujeres luchando por el ideal que siempre hemos querido. Es el momento para recordar que no es un adiós de despedida solo es un hasta siempre que cantaremos eternamente. 

Con amor Ana María Gallego Ortega 

Para la mejor promoción del mundo 








Comentarios

Entradas populares de este blog